Nuestra Historia

Nuestra Historia

Gracias a Dios y a la participación de muchas personas, Misión Maya ha logrado en estos años fortalecerse como una red de misioneros y voluntarios católicos, que con amor buscan servir en el día a día, para atender las necesidades principales de cada persona que se encuentra en una situación de vulnerabilidad, así como en el apoyo y la atención integral de las comunidades mayas en México.

Queremos aprovechar las riquezas naturales de nuestro estado, para promover en los jóvenes el turismo social y religioso. Crear conciencia de las diferentes realidades que se viven en México, donde un gran número de personas carece y sufre hoy en día por falta de amor, de atención, de apoyo y de comprensión. Y así motivarlos a salir al encuentro de cada hermano necesitado, dando su tiempo con amor y buscar mejorar su calidad de vida.

En Misión Maya se ha logrado trabajar en equipo con diferentes organizaciones, movimientos, apostolados y otras instituciones que tienen la misma misión y este gran deseo de servicio. Creemos que cuando uno aporta sus fortalezas y aptitudes por el bien de los demás, se logran grandes cosas, especialmente la transformación de muchos corazones que se aman y se sienten amados por Dios y entre los hombres. Desde el 2011 hemos recibido misioneros que donan su tiempo y su talento por amor a Dios y a los demás, trabajando en diferentes programas y proyectos.

Lo que hemos logrado

Premio Estatal al Voluntariado por parte del DIF Estatal de Quintana Roo.

Varios jóvenes de diferentes partes del mundo, viven
un verano diferente, siendo misioneros por un mes o por dos semanas.

Desde entonces cada año, recibimos alrededor de 400 jóvenes que provienen de casi 14 países del mundo.

  • Apoyo en la construcción y reparación de 10 capillas terminadas y actualmente 3 capillas en construcción.

  • Construcción de 3 centros misioneros.

  • Construcción de 2 viviendas y 1 en construcción.

  • Construcción de 6 baños.

  • Inicio de construcción un aula para de Bachillerato.

  • 153 Primeras Comuniones.

  • 67 Confirmaciones

  • 126 Bautizos.

1,660 misioneros de 14 países, 24 comunidades mayas visitadas y atendidas y alrededor de 10,000 personas beneficiadas. (México, Canadá, Estados Unidos, España, Chile, Alemania, Brasil, Argentina, El Salvador, Costa Rica, Perú,
Colombia, Italia y Francia).

Se visitan y atienden aproximadamente 24 comunidades de la Zona Maya en el Estado de Quintana Roo, México, buscando en cada una, generar un impacto positivo a través de la Evangelización, Formación Humana, apoyo al Desarrollo Sustentable, Construcción de Proyectos Comunitarios y reforzamiento en la Educación.

¿Qué es Misión Maya?

Es una red internacional de voluntarios y misioneros católicos que apoyan y fortalecen, con diferentes programas, la tarea de evangelización y desarrollo en la zona maya, así como a personas marginadas en nuestra sociedad, atendiendo las necesidades humanas y espirituales de cada uno de sus habitantes.

Conócenos

¿Qué Buscamos?

Queremos ayudar a mejorar la calidad de vida en las comunidades mayas y elevar la dignidad de la persona. Promover en los jóvenes una actitud de amor, servicio y entrega a los más necesitados.

¿Qué hacemos?

  • Misiones de construcción
  • Misiones médicas
  • Misiones en la cárcel
  • Voluntariado en distintas organizaciones
  • Apoyo a la educación y programa de valores
  • Promover un desarrollo sustentable

¿Cuándo?

Recibimos a misioneros y voluntarios de distintas partes del mundo, durante verano, Semana Santa o por periodos largos de un mes, seis meses o un año. Y ayudan en las comunidades mayas y en la Fundación Ciudad de la Alegría.

Santos Patronos de Misión Maya

San Francisco de Asís y Santa Teresa de Calcuta

Fiesta Oficial de San Francisco de Asís

San Francisco de Asís y Santa Teresa de Calcuta
Grandes ejemplos de imitación a Cristo, especialmente atendiendo a los más
pobres.

Buscamos que intercedan por nosotros, para lograr ese vínculo en la caridad entre
hermanos de fe y trascender en esta vida.

Una devoción particular para reconstruir la Iglesia de Cristo, siempre a través del
servicio a los demás. Buscamos imitarlos, amarlos y tenerlos siempre presentes,
con la certeza de que seguir a Jesús es alcanzable para todos.

Humildes servidores de Dios, que lo dejaron todo para seguirlo. Santos que
vivieron apegados a los consejos del Evangelio (pobreza, castidad y obediencia).
San Francisco de Asís y su arduo deseo y vocación por restaurar a la Iglesia,
realizando obras de caridad siempre en comunidad y fraternidad.

Un santo para todos, un hombre de paz, nos enseña lo importante que es ayudar
a la Iglesia en todo momento.

Santa Teresa de Calcuta y su amor extremo al prójimo, amó a las personas como
a Dios y sufrió por los demás. Vivió una extrema humanidad sirviendo a los más
pobres de los pobres, siempre con Jesús al centro. Y movida por este amor y
delicada siempre en los pequeños detalles del aquí y del ahora.

Su fe en Dios y su compasión por el ser humano, capaz de ver a Jesús en cada
persona y así poder servirles en el día a día, enseñándonos que la santidad de
vida cristiana, se alcanza en lo más sencillo, en lo ordinario y en la pequeñez.
Ambos nos enseñan a vivir la humildad, el valor del sacrificio, la sencillez y mucho amor a Dios.

Instagram Icon Instagram:
Mision Maya
Facebook Icon Facebook:
Mision Maya
Whatsapp Icon Whatsapp:
+52 998 494 3594
Apoyo Icon